Noticias - Actualidad
11
Diciembre
2020

PURE STORAGE: Predicciones del sector tecnológico

Hemos vivido un año inédito y dentro del sector tecnológico la transformación digital ha sido la protagonista. Estamos a punto de entrar en un nuevo año que seguirá marcado por las importantes elecciones tecnológicas en las que la figura del CTO tendrá un papel muy relevante.

Valora esta entrada

|

De igual forma, los hackers seguirán muy activos y los ataques de ransomware seguirán creciendo. Todo ello dentro de un contexto marcado por la incertidumbre en el que los modelos de consumo flexibles son más crecientes que nunca, a lo que se suma que en almacenamiento las soluciones granulares de los contenedores se vuelven importantes y que la centralidad de la aplicación se vuelve esencial. Todo ello según Patrick Smith, CTO para la región de EMEA de Pure Storage.

Patrick Smith, CTO EMEA Pure Storage

2021 – el año del impacto de la transformación digital

A aquellos negocios que no se habían embarcado todavía en el viaje de la transformación digital, la pandemia les obligó a revisar su TI, y a toda velocidad. En el proceso, muchas empresas cambiaron sus elecciones tecnológicas, optando por una infraestructura que iba más allá de sus necesidades, y apostando por soluciones costosas con una gran capacidad. A largo plazo, estas elecciones pueden llegar a resultar insostenibles, por lo que en 2021 las empresas tendrán que volver a centrarse en el medio plazo, reequilibrar y optar por las soluciones que se ajusten a sus necesidades sin dejar de ser ágiles. En 2021 el papel del CTO tendrá que adaptarse a ser el «renegociador», es decir, encontrar los sistemas mejor ajustados para simplificar los presupuestos.

Cuando el ransomware llegue a su punto máximo, los backups serán la última línea de defensa

Mientras que en muchos casos la pandemia ha sacado lo mejor de la gente, también ha traído lo peor en algunos casos. Los hackers han aprovechado el fenómeno del trabajo a distancia para atacar a las empresas a través de los usuarios más vulnerables o de las vulnerabilidades en su protección perimetral ahora más extensa, lo que ha dado lugar a un número de ataques sin precedentes. Por ello, en 2021 veremos un aumento continuo de devastadores ataques de ransomware, donde el total o gran parte de los datos de una empresa serán secuestrados y podrán perderse, lo que comprometerá la continuidad de la operativa e incluso la supervivencia de las empresas. Esto llevará a las organizaciones a recurrir a tecnologías y servicios de backup como última línea de defensa. Cuando el tiempo de inactividad sostenido resulta casi tan caro como pagar el rescate, la velocidad a la que los sistemas pueden ser restaurados es cada vez más importante. Por ello, las organizaciones ganadoras buscarán adoptar soluciones de backup que garanticen que los sistemas vuelvan a estar en línea en minutos u horas en lugar de días.

Los modelos de consumo flexible darán a las organizaciones el respiro que necesitan para ganar

Con tanta incertidumbre todavía sobre nuestras espaldas, es poco probable que veamos a las organizaciones gastando más de la cuenta en un futuro próximo. Por esta razón, el año que viene veremos cómo vigilarán más de cerca sus gastos y reducirán los costes generales. Por lo tanto, los modelos de consumo flexibles que tienen la capacidad de gestionar los costes a lo largo del tiempo sin un contrato a largo plazo serán vitales y el hecho de poder evitar las grandes y arriesgadas inversiones en infraestructura capex ayudará a las organizaciones a mantenerse.

La tolerancia a los problemas de seguridad y a los fallos informáticos disminuirá aún más

En la prisa por digitalizar, las organizaciones podrían no haber pensado bien en la complejidad que estaban creando en sus sistemas, lo que daría lugar a costosos períodos de posible inactividad. Este problema se ha vuelto cada vez más inaceptable, y los períodos sostenidos de inactividad son tan perjudiciales para la reputación como para los resultados. A pesar de la complejidad que las organizaciones pueden haber añadido a sus propios sistemas, en 2021 preveo una intolerancia total a los periodos de inactividad y a los problemas de seguridad por parte de los clientes, partners y empleados.

Olvídese de los contenedores – 2021 será el año de la aplicación

Durante varios años los contenedores han ocupado un lugar en mis predicciones, ya sea hablando de contenedores como una tendencia que se popularizaba o bien del aumento de las cargas de trabajo de los contenedores de información persistente.  A medida que este segmento madura más, vemos que las soluciones granulares de los contenedores se vuelven importantes y que la centralidad de la aplicación se vuelve esencial.  Todo va a girar en torno a la aplicación empresarial; a la operativa diaria consistente y fiable, encriptando los datos, respaldando toda la aplicación no sólo sus datos y siendo capaz de mover libremente la aplicación de un entorno a otro, de un centro de datos a otro o de una nube a otra en función de las circunstancias cambiantes.  Ya se trate de una aplicación casera o comercial, la atención se centrará en la aplicación.