Artículo
02
Oct
2020

DYNATRACE, inteligencia artificial aplicada a la observabilidad del nuevo entorno cloud

Desde el nacimiento de Dynatrace en 2006, nuestro objetivo siempre ha sido asegurar a nuestros clientes que sus infraestructuras tecnológicas funcionan correctamente y que sus usuarios también lo perciban así.

Valora esta entrada

|

Desde entonces, la tecnología ha evolucionado notablemente, incrementándose la complejidad de los entornos TI, al mismo tiempo que los clientes y usuarios se han vuelto cada vez más exigentes reivindicando experiencias digitales perfectas.

Como consecuencia, hoy en día todas las empresas son empresas de software, siendo éste el elemento clave que las impulsa, por lo que su éxito depende, en gran medida del rendimiento de sus sistemas tecnológicos.

En este contexto de cambios, ¿Qué ha hecho Dynatrace para mantener su liderazgo en el mercado? ¿Por qué somos la única empresa que lleva liderando el Cuadrante Mágico de Gartner durante diez años consecutivos? La razón es que nos hemos adaptado a todos estos avances tecnológicos, reinventándonos y anticipándonos a ellos. Así, hemos pasado de funcionalidades de APM a un espectro mucho más amplio de observabilidad e inteligencia de software.

Esta evolución también ha ocurrido en Dynatrace España. Actualmente contamos con un equipo de veinte personas en Iberia y en 2019 inauguramos un nuevo laboratorio en Barcelona que cuenta ya con más de 150 profesionales. En nuestro país prestamos servicios prácticamente en todos los sectores de actividad y ahora hemos decidido apostar por la administración pública, entorno en el que confiamos cosechar los mismos éxitos que en banca, seguros, retail, turismo, etc.

Vivimos en un modelo cloud en el que las aplicaciones están asociadas a diferentes servicios compartidos latentes en la infraestructura y las redes. La nube es hoy en día el factor clave de disrupción para cualquier empresa y el eje sobre el que gira su transformación digital y la diversificación de los accesos de los usuarios a las aplicaciones ha sido notoria y lo continuará siendo. En definitiva, estamos en una nueva escala de complejidad repleta de interdependencias y en la que la capacidad humana para verificar que todo funciona correctamente es insuficiente. Ante ello, Dynatrace reinventó su plataforma desde la base, con inteligencia artificial en el núcleo; que es capaz de dar respuestas útiles, no sólo datos.

La tecnología de las empresas está conformada por múltiples lenguajes y distintas plataformas, microservicios y contenedores; todo ello conectado transversalmente. Por ello las APIs abiertas son imprescindibles para nosotros, son elementos vitales de nuestra estrategia que nos permiten conectar, por ejemplo, con Microsoft Azure, Google Cloud, AWS, OpenShift, SAP Hana Cloud, etc. También con contenedores, una tecnología que reduce la complejidad especialmente en un contexto multicloud, en el que se mueven cargas continuamente.

En este complejo contexto una situación muy recurrente es la de dilucidar el origen exacto de un fallo: ¿dónde? ¿en qué plataforma? ¿se trata de un error del proveedor? ¿algún cambio incomunicado? Dynatrace mitiga la carga de los equipos de IT para que estos puedan entender hacia dónde dirigir sus esfuerzos. Con nuestra plataforma de observabilidad avanzada, en lugar de perseguir y analizar problemas, los equipos pueden focalizarse en la creación de valor y en proporcionar experiencias de usuario óptimas; mejorando los resultados comerciales. En definitiva, nuestro compromiso es proporcionar a nuestros clientes los datos e inteligencia necesarios para garantizar el éxito de su transformación digital; asegurando que su software funciona perfectamente.

 

Más información en: https://www.dynatrace.es/
José Matías
Dynatrace
Director