Esta web utiliza cookies, puede ver nuestra la política de cookies aquí. Si continuas navegando está aceptándola Aceptar
Política de cookies +
EN ES

Usted está en: Inicio// Artículos de Opinión

Articulo de Opinión
  • Las T.I.C: una fruta madura para el Sector Industrial.

  • 27/07/2009 - Lluis Fernández Alonso. Director Comercial. Afianza Sistemas

  • La consolidación de las tecnologías IT ha llegado a su punto más álgido. Soluciones y prestaciones en ancho de banda, movilidad, capacidad, gestión y velocidad han llegado a límites altamente satisfactorios para usuarios e integradores.


  • Valoración.

  •         Y el Sector Industrial, tantas veces pionero e innovador, se encuentra por fin, con todo un abanico de soluciones consolidadas, que le permiten avanzar más rápida y sólidamente en sus procesos y necesidades. 


    Esto, para un sector duramente castigado en los años 80 y principio de los 90, y que aún hoy en día vive con ese lastre,  sólo parcialmente disimulado por la bonanza económica vivida hasta hace poco, supone un salto cualitativo y el inicio de una etapa de nuevos retos.


    La integración Ethernet de tecnologías tan dispares, pero a la vez tan maduras, como la video vigilancia, el control de acceso, la gestión documental, la movilidad de voz y datos, el control y la gestión de la red, la Voz IP, las comunicaciones unificadas,  la seguridad, y un largo etcétera, son hoy en día, no una apuesta, sino una necesidad, sin la cual se hace impensable, y cuanto menos muy costoso, sobrevivir.


    Estamos al fin ante una consolidación -a la vez que en constante evolución- de las tecnologías TIC en la Industria. Ayudadas y espoleadas, además, con una importante reducción de costes y márgenes de producto, de una mayor facilidad de implantación y de un apoyo sólido y de compromiso de Integradores altamente cualificados, auténticos artífices de dotar a dichas soluciones de toda la potencia y prestaciones que pueden ofrecer, para obtener un máximo beneficio.
    Y esto sigue siendo sólo el principio.


    Con estas bases, el futuro del Sector, de las propias tecnologías TIC, de sus usuarios  e integradores, se presenta esperanzador.
    Pero si algo nos ha enseñado este momento de culminación, en donde la competencia, el precio y los márgenes han estado los auténticos (y desafortunados) protagonistas, en lugar de la propia Tecnología en sí, es estar más atentos, más proactivos y más trabajadores que nunca.
    Es el lado más positivo de las crisis.

  • Más Información: http://www.afianza.net